Pasar al contenido principal

Style Options

Layout Style

Colors schema

Dirección

EL RETO DEL CRECIMIENTO DE LA RED DE FRANQUICIAS

 

Las fases naturales de la evolución de una cadena de franquicias son  la creación y lanzamiento, su crecimiento y consolidación posterior en el mercado. Pero, cuando se deja de crecer, el estancamiento y la desaparición son consecuencias muy habituales.

 

Por lo tanto, el crecimiento y expansión de una cadena de franquicia es mucho más que una opción, es una necesidad y la esencia de la creación de una red de franquicias: Una presencia geográfica amplia, la consolidación de la marca, las economías de escala son elementos que en este proceso van haciendo más sólida la cadena.

 

Pero este deseo de crecimiento no es fácil de llevar a cabo, y es especialmente complejo en las primeras fases del lanzamiento de la franquicia, cuando la empresa y la marca aún no tienen el reconocimiento del mercado; cuando no se cuenta con un histórico amplio de resultados y hay pocas referencias de unidades de negocio en funcionamiento. Y es sin duda, este momento el más delicado y donde mayor mortandad se produce en los nuevos proyectos de franquicia. Por todo ello es importante contar con un apoyo y asesoramiento profesional, trabajar muy bien el proyecto de franquicia, y tener un negocio sólido y rentable que ofrecer al franquiciado.

En esta primera fase hay un elemento crítico y que a veces no se trabaja con el necesario rigor, nos referimos a una eficaz definición del perfil del franquiciado. Los negocios son cosas de personas y la correcta elección del franquiciado es elemento esencial en el éxito o fracaso de la franquicia; en este tema hay que ser preciso, riguroso y muy coherente, pues es muy habitual en las fases iniciales  la incorporación de franquiciados que no responden al perfil adecuado por la necesidad de empezar el proceso. Y es precisamente en las primeras franquicias donde no se pueden permitir errores ni fracasos, y justamente muchos de ellos se producen por este motivo.

 

El éxito y la buena referencia de las primeras unidades es un pilar esencial de un crecimiento sólido.

 

El siguiente aspecto importante del desarrollo de una cadena de franquicias, es contar con un Plan de Expansión bien estudiado en función de las características de negocio, del mercado, de la competencia, de las necesidades logísticas, economías de escala, búsquedas de eficiencias, etc. No se debe crecer sin un plan bien estudiado y por supuesto respetarlo, y si se producen excepciones al mismo, estudiar las consecuencias potenciales. Pues el no contar con un Plan de expansión o incumplirlo sistemáticamente, es otro de los errores mas comunes en el desarrollo de redes de franquicia. Las consecuencias suelen ser del tipo: otorgar zonas de exclusiva demasiado grandes bloqueando la posibilidad de nuevas franquicias, costes logísticos excesivos por ubicaciones desordenadas, ineficiencias de servicio, dispersión de la marca sin consolidación de la misma, etc.

El apoyo de profesionales expertos es importante porque se evitan errores que se pagan muy caros y a veces son irreversibles.

 

El otro elemento esencial en la expansión de una cadena de franquicia es la difusión de la marca y la captación y selección de franquiciados. Tanto las cadenas que cuentan con un departamento de expansión propio como las que no, el apoyarse en profesionales expertos facilita esta generación de contactos de calidad, en especial en los inicios de la cadena o cuando se tienen planes ambiciosos de crecimiento.

 

En Franquishop contamos con un equipo profesional con más de 20 años de experiencia en la franquicia en todos los ámbitos de asesoramiento, diseño del Plan de negocio, manuales, asesoramiento jurídico, marketing para franquicias, y por supuesto expansión.

Etiquetas

Sé generoso, compártelo